¡No a la obligación de ahorro que hace daño a la población!

En Europa algo está mal. Por séptimo año consecutivo seguimos en crisis. La culpa la tiene la política de ahorro que ayuda a pocos y hace daño a muchos. Muchas personas responsables en Europa creen firmemente en las medidas equivocadas para resolver la crisis o simplemente no lo saben mejor. ¡Todavía! Nosotros queremos un cambio. Europa sí puede salir de la crisis. Para lograr tal meta, tenemos que acabar con la política de ahorro e invertir en la población. ¡Necesitamos una economía que sirve a los ciudadanos!